Avisar de contenido inadecuado

¿cómo lograr la felicidad plena?

{
}

 

¿CÓMO LOGRAR LA FELICIDAD PLENA?

 Jhovanny Martes Rosario

   

 

"No es más rico quien más tiene,

 sino quien menos necesita."

Anónimo

 

Introducción

 

Si en algo estoy totalmente de acuerdo con los psicólogos es en aquello de que la FELICIDAD ES UN ESTADO MENTAL, pero es un estado que como el vaivén de la ola, viene y se va, y vuelve y vuelve. En ocasiones hacemos que esa ola se quede en nuestra playa, otras veces hacemos que no vuelva nunca más. Y efectivamente es así por las siguientes razones reales:

 

  1.       Hay quienes lo tienen todo materialmente hablando y no son felices.
  2.       Hay quienes se la pasan leyendo el libro sagrado de su preferencia (La Biblia, El Corán, cualquier otro), oran, meditan, se la pasan metido en el templo y no son felices.
  3.       Hay quienes han obtenido muchos logros personales en la vida y no son felices.
  4.       Hay quienes tienen muchos talentos y habilidades personales y no son felices.
  5.       Hay quienes leen y requete leen una pila de libros de superación personal y no son felices.
  6.       Hay quienes recurren a brujos, adivinos, hechiceros, gurúes, oráculos en busca de una respuesta para obtener la felicidad y no logran sencillamente ser felices.
  7.      Hay quienes son felices en apariencia, pero no son más que eso, apariencia. No son felices.
  8.     Hay quienes tienen poco de lo mencionado arriba y son más o menos felices, pero todavía no son felices.
  9.     Hay quienes entienden perfectamente cómo ser felices, pero no pasan de las teorías y no llegan a ser felices.
  10.   Hay quienes aún  no entendiendo ni pito de las tantas teorías y sugerencias que se han escrito para buscar la felicidad en la vida, se aceptan como son, aceptan a los demás como son, aceptan al mundo como es, y no piensan en resentimientos ni odios y aman, aman en abundancia, aman como si amar fuera lo único que le importara en esta vida, son amantes obsesionados con el bien de la humanidad: Estos son los que al final llegan a ser felices de manera genuina. Los demás son o infelices o felices a media o felices en apariencia.

Expuestos los 10 puntos de más arriba, podemos inferir que pareciera  como si la humanidad estuviera condenada a una felicidad incompleta y trunca. Pero  aun fuera cierto que estuvieramos condenados a una felicidad  insuficiente y resbaladiza, aun así, puedemos luchar en contra de esa censura cósmica  para lograr completar el ciclo de la felicidad. ¿Pero, por dónde deberías empezar a buscar esa felicidad?

Bueno, debo reconocer  algo muy importante: El ser humano, desde antes de nacer, ya está expuesto a una infinidad de situaciones adversas, frustrantes a veces, las que con el tiempo pueden crear  insatisfacciones espirituales, disgustos tras disgustos. Y así, de a poco, golpe a golpe es que se formando el monstruo del resentimiento con esto o con aquello. Entonces surgen del pecho:  el odio, la apatía, el rencor, la desesperanza, el deseo de morir y de matar, el sentimiento de sentirse un patito feo. Esto por un lado, pero por el otro, ese mismo ser humano también está expuesto al amor, a la belleza de la naturaleza, a la verdad, al triunfo. Es decir que tenemos opciones. Esto significa pues que no todo es negativo. El Universo nos pone en frente dos caminos para que elija uno de ellos y lo incursione, el camino bueno y el malo. La elección es nuestra porque somos libres de elegir.

Así, cuando optamos por seguir el camino malo y en el trayecto todo ese abismo de sentimientos negativos se va anidando en nuestras mentes y corazones, la consecuencia de practicar el mal anestesia nuestra sonrisa y surge desde las entrañas del pecho, el gran descontento espiritual que comúnmente conocemos como: INFELICIDAD, la que más luego tiende a derramarse en uno mismo y luego en los demás en forma de lava perniciosa, dañina: (odio, resentimiento, frialdad). ¿Qué hacer pues ante esta amarga y decepcionante realidad de la existencia? ¿Qué podemos hacer para no morir prematuramente? ¿Qué hacemos para no vivir como zombis en el mundo? ¿Qué hacemos para no ser contados entre los resentidos e inadaptados sociales?

Pues obviamente como todo empieza en la mente, es desde ahí que debemos combatir ese estado de disgusto. ¿Cómo? Empezando por aceptar que las cosas no siempre serán como tú deseas que sean. Aceptar que este mundo es así, y que desde tu lugar, puedes luchar para mejorarlo, empezando por ti. ¿Cómo? Apartando de tu mente y corazón el odio y resentimiento que se han ido acumulando dentro de ti durante toda tu existencia, sacando de tu pecho el rencor por esto o por aquello, no sumándote al rebaño de los indiferentes y los homicidas. Dando amor, amor del bueno.  

Pero para dar amor, primero debes amarte a ti mismo, ya que nunca puede amar a otro aquel que no se ama así mismo.  Para lograr esto, no tienes que convertirte en un Jesús o en una Madre  Teresa de Calcuta. No, nada de eso, para dar amor sólo debes pensar en lo que eres. ¿En qué? En que eres un ser humano: perteneciente a una raza superior, a una raza con la potestad de razonar, de reír, de amar, de convertir lo inexistente en existente. ¿Por qué no usar todos esos atributos y cualidades especiales para hacer el  bien? ¿Por qué no renuncias a tu estado de destructividad y te reivindicas? ¿Por qué no sacar de ese pecho todo el mal almacenado y lo conviertes en bien para todos? Sé puede superar el pasado para vivir el presente y no malograr el futuro.

Quien actúa de manera contraria a lo humano, es porque es una persona resentida, una persona que ha perdido la fe en sí mismo y en los demás, una persona que se auto castiga, una persona atrapada en su propia red de odio, una persona sencillamente deshumanizada (que ha perdido su dignidad humana) y deshumanizante (que con sus pensamientos y acciones busca como devastar la humanidad para que esa humanidad se convierta en lo que es esa misma persona: un animal racional, pero que no usa el raciocinio). Tenemos el chance de vivir mejor cambiado nuestra actitud destructiva y diabólica por una constructiva y caritativa.

Cuando tú pues te purifiques, cuando tú te desintoxiques, cuando saques de tu corazón  todo ese resentimiento aglutinado, cuando tú aceptes el mundo como es y luches por mejorarlo- empezando por ti-, cuando tú te reconcilies con la naturaleza y todo su contenido, el Universo te dará lo que busca. Pero recuerda que aún después de recibir eso que anhelas, debes saber retenerlo ya que en cualquier momento puedes volver a perderlo todo. ¿Qué la vida es difícil? ¡Y quién ha dicho que no lo sea? Pero aún con todo y sus peligros y desgracias, la vida, todavía es vivible. Todavía lo es.

Te dejo pues algunas ideas para que trates de reencontrarte con tu felicidad. La decisión de seguir o no los consejos, siempre será tuya. Pero sea cual fuere tu decisión en la vida, de algo quiero que estés muy consciente -de que de lo bueno o malo que llegue a tu vida, tú y solamente tú serás el único responsable-. Eres por decirlo así, el remedio de tu propia enfermedad o la bala de tu propia muerte. Lo demás es excusa, y una excusa muy barata.  

 

¿CÓMO LOGRAR LA FELICIDAD PLENA?  

  I.      Ten fe en Dios (en el dios de tu preferencia, siempre y cuando ese dios no sea un dios de guerra y muerte), pero que sea una creencia acompañada de palabras y hechos concretos. Sin embargo, no te quedes cruzado de brazos en espera de que te llegue un milagro del Cielo, o es posible que te conviertas en un ateo resentido con la Providencia porque dizque nunca fuiste tomado en cuenta por el Señor. No mortifiques tu espíritu en tratar de convencer a los demás de que se conviertan a tu religión porque, según tú, es la verdadera. No olvides que en materia espiritual sólo existen tres religiones verdaderas: La tuya, la mía, y Dios, lo demás es mercado.  

    II.      Cree en ti: en tus habilidades, en tu fuerza interior. Ámate con balanza. Edúcate con tenacidad. Abandona ya el complejo de niño sin pañales, y termina de madurar. Evoluciona. Fíjate en los animales, en pocos días deben caminar, o volar o nadar por su propia cuenta, según el caso, si no, perecieran. El ser humano es proclive a dejar de creer en todo lo que le rodea, incluso hasta en el Señor, pero dejar de creer en sí mismo es, terrenalmente hablando, la peor de las derrotas sobre la faz de la Tierra.

  III.      Levántate de la cama a tiempo y haz algo significativo por ti y la Humanidad. Y si eventualmente llegaras a tus compromisos con algún retraso, no le eches la culpa a tu reloj despertador  o a los tapones de carros. Enfrenta tu realidad con responsabilidad. Al haragán le llega de todo, menos el éxito. Al que madruga, Dios lo ayuda.

   

IV.      Lee para adquirir conocimientos, y si no te gusta leer, entonces no vayas luego a calumniar a los maestros de la escuela cuando en el mercado laboral sólo te puedas agenciar un puesto de poca monta.  A cada quien le dan según sus conocimientos: o una oficina o una escoba.  Instrúyete todo lo que puedas. Estudia con aplicación. El ignorante es como un papel arrugado tirado en la calle: ora lo arrastra el viento, ora lo patea un niño, ora lo moja la lluvia hasta desintegrarse por acción del mal tiempo.  Mientras más ciencias domines, menos probabilidad existe de que te time el rufián o se burle de tu dignidad el charlatán. Abraza algún arte y éste te servirá como catarsis para el espíritu, como un tipo de terapia para el alma.

    V.      Descubre tu vocación  y dedícate a ella en cuerpo y alma. Jamás trabajes para lo que no naciste. Mira que no hay peor pintor que aquel que odia los colores del arco iris. Cada quien tiene un don, descubre el tuyo y hazlo tu locura, tu santa locura. Es posible que ahora sólo seas un cúmulo de fango en el interior de la Tierra, pero si trabajas tus virtudes y espera con paciencia, serás como un diamante: invencible. Recuerda, tú naciste para algo grande, desarróllate. 

  VI.      Al mundo los rigen dos fuerzas supremas: La del Bien y la del Mal. Para esta última, debes ármate de voluntad con el fin de poder contrarrestar las conflictos de la vida. Eres libre de elegir de si dejarte avasallar por los avatares del mundo o si combatirlos con denuedo y tesón. Llegar a tener éxito en la vida no es nada fácil, si esto fuera tan sencillo, entonces todos fuéramos exitosos. Sólo los que recurren a una voluntad marmórea tienen mayores posibilidades de lograr sus sueños. 

  VII.      Aléjate de los malos vicios ahora, antes de que sea demasiado tarde. Los malos vicios tales como el tabaquismo, el alcoholismo, las drogas… son como las células malignas del cáncer que se propagan por todo el cuerpo sin control causándole estragos con gran lentitud, pero progresivamente, y cuyos efectos son devastadores e irreversibles. Por lo que a mí respecta, no creo que la vida sea tan corta como dicen por ahí, lo que sí pienso es que nosotros podemos o bien acortárnosla con nuestras malas acciones o sencillamente dejarla fluir con naturalidad hasta la postrimería. La vida es simplemente un boomerang –la cual nos devuelve lo mismo que le lanzamos-.

  VIII.       Ahorra sin rayar en la tacañería. Presta atención a las hormiguitas del campo: ellas recogen en el caluroso verano lo que quieren comer en el crudo invierno. Sé proactivo y ten un espíritu previsor. No te pases la vida entera criticando al Gobierno de tu mala economía, no olvides que dentro de la economía del Estado, existe tu propia economía –tus bolsillos-, y de ella no se hace cargo el Gobierno. No gastes lo que todavía no has ganado y organiza tus finanzas ahora que tienes tiempo o llegarás a viejo sin dinero y resentido con la vida. No obstante, recuerda que hay dos tipos de personas que no llegan a conciliar mucho el sueño: el somnoliento y el hombre que acumula muchas riquezas, quien se desvela pensando que en cualquier momento irrumpirán  en su casa a robarle, cuando no a matarlo.   

IX.      Sé sencillo. No te compliques la vida por querer agradar la vanidad de los ojos de los demás. Vivimos en la era del consumismo y la compra compulsiva, no te dejes arrastrar por este tipo de cultura materialista. Antes de comprar algo, pregúntate si realmente lo necesitas y si al final esto te sumaría dignidad humana. Cuídate de los caprichos que son bichos que sólo saben carcomer el futuro. Total, nada te llevarás contigo el día que desciendas a la tumba.

    X.      No vivas un mundo de mentiras para limpiar tus faltas o para perjudicar a otros a favor tuyo. Mira que la mentira es lo más parecido a una mina de bombas activas, en la que cualquiera puede salir reventado, incluso el mismo que la preparó. No es necesario que te crezca la nariz como Pinocho para saber cuando estás mintiendo, porque para mentir se necesita de la teatralidad genuina de un verdadero actor y muy pocas personas poseen esta habilidad; y si alguien la ostenta y la utiliza para adulterar las palabras pueda que algún día caiga en su propio artificio. La mentira es como una piedra lanzada hacia arriba, que sube y sube y se esconde entre las nubes, pero que lógicamente cae por su propio peso, por lo regular en la cabeza de quien la arrojó. 

  XI.      Disciplínate: Haz ejercicio con frecuencia e ingiere alimentos saludables, para que evites lo evitable: hacer rico al doctor con tus postreras y provocadas enfermedades. Resulta que en esta vida el mal viene disfrazado muchas veces de algo parecido al bien, como la soda, la comida chatarra, una vida sedentaria. Todo esto nos parece bueno en un sentido porque le proporciona cierto placer al cuerpo. Sin embargo, a la larga, ingerir todo esto trae consigo una larga cadena de achaques físicos y sicológicos con consecuencias espantosos. De igual modo es un hecho de que todos queremos lucir un cuerpo saludable y bien formado, pero normalmente preferimos abrazar nuestro hedonismo, evitar la fatiga que nos causa una rutina de ejercicios físicos y cambiarla por el control remoto del televisor y un pedazo de pizza. En fin, lo bueno de esta vida tiene un alto precio y cada quien debe pagarlo o simplemente abstenerse a las consecuencias. Es sencillo: o nadas o te ahogas.   

  XII.      Ten paciencia para con tus planes y proyectos personales. El mundo en el que habitamos hoy no se ha hecho en dos horas de existencia, sino que ha sido producto de más de 4, 500 millones de años. Mira a la secuoya (el árbol más alto del mundo), ¿acaso crees que su tamaño es asunto de un año? ¡Claro que no! Una secuoya puede tardar cerca de 4, 000 años en alcanzar su máxima altura. Así que, no te dejes dominar por la intranquilidad y la incertidumbre cuando quieras lograr algo. Sé persistente, pero espera, espera a que la cosecha de tu serenidad rinda sus frutos.

  XIII.      Procede en cada acto social con honestidad. No manches tu nombre ni por una moneda ni por todo el oro del mundo. Para Dios, es igual pecador el malandrín que se roba una gallina que aquel funcionario público quien con artilugios palaciegos sustrae del tesoro público lo que es del pueblo. Ambos deben ser sometidos a la justicia según el grado del mal perpetrado por cada cual. Cuídate de no perder jamás lo único que te diferencia de los animales: tu dignidad.  

  XIV.      Apártate de la crítica soez. En especial, no critiques lo que tú mismo haría si tuvieras la oportunidad de hacer. Que en vez de arrojar veneno por tu boca, que salgan de ella palabras de miel y de justicia.  No hables mal de nadie a sus espaldas, si debes corregir a alguien por una mala acción, no lo reproches en público, díselo en privacidad y con respeto. Recuerda que La Biblia advierte que con la misma vara que midas al prójimo con esa misma vara serás medido el día del Juicio Final. Antes de reprocharle a un mendigo lo sucio y raído de su ropaje, procura que el ropaje de tu corazón no esté empantanado de rencores y hecho jirones por las desilusiones. Si en verdad quieres limpiar el mundo empieza por barrer debajo de tu cama.

  XV.      Si quieres asegurarte un buen futuro, deja de creer en las hadas madrinas o en el genio de la lámpara mágica. Tu destino es y será siempre el resultado de un 90 % de tu propio esfuerzo y un 10% de las circunstancias. Tienes derecho a soñar, pero pisando tierra. Saca tus planes de la agenda de tu mente y llévalos a la acción. O te pasarás cada 31 de diciembre diciendo: El año que viene haré esto y no haré aquello, y  seré de esta forma, y bla, bla, bla… En fin, cada año más viejo y más pobre.

  XVI.      Ten muchos amigos optimistas y ellos te contagiarán de su idealismo. Nunca verás a un águila charlar con una mosca, ni a un león dialogar con una sanguijuela. Sé selectivo con las amistades. Sin embargo, no menosprecies a los demás por no calificar en tu círculo de soñadores, mira que en la  vida tú nunca sabes qué Cirineo podría ayudarte a cargar tu cruz.

  XVII.      No te afanes tanto en hallarle sentido a la vida, o acabarás como muchos filósofos –más confundido que antes y tan pesimista como Nietzsche -. La vida se te dio para que la disfrutara sanamente, no para que te la pasaras racionalizándola en demasía. ¡Vívela!  

  XVIII.      Sé prudente en pensamientos y en acciones. Mientras todo el mundo a tu alrededor esté perdiendo los tornillos de sus cabezas, asegúrate de que el tuyo esté bien ajustado a la tuya. El necio llega a la playa, se quita la ropa y sin medir consecuencias se lanza de picada a ella, y por lo regular quien hace esto o se clava una espina o corre el peligro de morir en las fauces del mar arrastrado por la corriente. No así la persona juiciosa quien llega al mismo lugar, lee los letreros de advertencia, pregunta a algún salvavidas si hay algún peligro de nadar aquí y luego toma una decisión sabia. Pondera todas tus ideas antes de llevarlas a la práctica.                                                             

  XIX.       Cásate con la persona correcta y en el momento correcto –ni muy joven ni muy viejo- Únete a otra persona sólo por amor, o acabarás como la gran mayoría: con el corazón roto y maldiciendo a Cupido y a la suegra. Ama con pureza y con toda la fuerza de tu corazón y deja que el tiempo le ponga la corona de la dicha a todos tus esfuerzos.    

  XX.      Sé cortés con todos y todo. Estoy segurísimo que si los esposos se trataran como lo haría un buen camarero con su cliente, habría menos divorcios, aunque esto signifique dejar en la miseria a los abogados… Evita ser rudo en el trato con los demás y el mundo será tuyo. Arrójale piedras a un perro y te ladrará cada vez que te vea,  arrójale filetes y te ganarás un amigo para toda la vida.

  XXI.      Controla tu ira, o ella se encargará de descontrolarte, obviamente para tu propia desdicha. En vez de enojarte por un revés, ríete de tu mal momento y sigue hacia delante. Una actitud positiva ante la adversidad te ayudará a amenguar la carga del contratiempo. No descargues tu cólera con tus hijos, ni con el gato, ni con la puerta. Domina tus emociones. Antes de arremeter contra alguien por tu enfado, cuenta hasta el millón, y si todavía estás enojado, vuelve a contar de nuevo hasta que se te pase el mal humor.  Si llegaste a ofender a alguien porque los diablos de tu interior se te impusieron, desagravia la ofensa manifestándole al lastimado tu arrepentimiento, pídele que te perdone con verdadera intención. Nunca veas esto como una humillación, sino como un acto de humildad de tu parte. A nadie se le he caído la cabeza por haberse disculpado.

  XXII.      Saca tiempo para ti: Para meditar, para purificar tu alma, para escuchar el silencio, para reencontrarte contigo mismo. Llena tu alma de esa energía positiva del Cosmos llamada quintaesencia y fusiónate a tus prístinas raíces celestiales. Escala uno a uno los niveles de conciencia y sé rey de tu propia monarquía espiritual. Libérate de toda inmundicia terrenal y deja que fluya el éter de la existencia por todos tus poros. Evoluciona sicológica y espiritualmente.  

  XXIII.      No vivas en el mundo con miedos, en especial, no le temas a la Muerte, ella es sólo un período de transición natural hacia otra morada sideral. No le temas al mañana y vive tu presente con espontaneidad. Si dejas que tu mente se desplome en el abismo de los temores, es muy posible que llegues a ver una legión de fantasmas, en donde sólo hay sombras de árboles. Ármate de valor y lucha en contra de tus turbaciones como un verdadero guerrero espartano: con arrojo y firme voluntad.    

  XXIV.      Si sabes el nombre completo del presidente de tu país y aún no sabes el de la persona que limpia el edificio donde trabajas, todavía necesitas aprender que el valor de una persona no se lo da el puesto que ocupa en la sociedad, sino su condición única de ser humano. Si eres de lo que valoran a las personas sólo por lo que tienen,  y de igual modo, todos pensarán como tú, me temo que este mundo sería menos que un desperdicio en el Universo o un error atroz de quien se le ocurrió crearlo.

  XXV.      Prohíbete firmemente ensuciar estos tres lugares: Tu casa, porque es el hogar de tu sagrada familia. Tu corazón, porque es el hogar de tus emociones y sentimientos y, el Mundo, porque es el lugar de los minerales, de las plantas, de los animales y de los seres humanos. No seas egoísta y déjale algo a la generación venidera.

 

 

 

 

{
}
{
}

Comentarios ¿cómo lograr la felicidad plena?

 mi  vida  no  tiene  el  sentido  que  debe  tener  a  mi  edad, quiero  ser  feliz no  total  pero  al  menos  reir  y  ver  la  vida  mas  bonita  de  la  que  veo  ahora.
Petra  Filomena Díaz Petra Filomena Díaz 16/10/2010 a las 19:55
hola mi esposo no me valora se ha olvido de los detalles q me daba al principio sabes esos pequeños detalles q hacen vola alcielo como flores una carta una cancion etc ya no los hace siempre se la pasa jugando en la computadora e ignora y no me apoya en nada soo piensa en el un egoista total q puedo hacer?
maria maria 25/10/2010 a las 03:15
No es que tenga tanta experiencia en la vida pero lo que si he podido comprobar es que la felicidad no debe depender de otra persona esto lo digo por Maria, no puedes esperar que otra persona te de felicidad ni tampoco permitir que tu estado de animo y valor propio dependa de tu esposo, si el no te valora pues valorate tu, descubre nuevas cosas en la vida, habla con el dile que no te sientes bien y dile porque pero no le reclames ya que no te escuchara, si cambia para bien pues que bueno y sino el se lo pierde. La mayoria de las personas viven con el miedo a la soledad con el miedo a no ser queridos y creen que la soledad es simbolo de fracaso, pues te digo que no, cuando una relacion no funciona y ves que no va a ningun lado piensa en ti y busca tu felicidad, en el silencio encontraras muchas respuestas, retoma tu vida, la mayoria de mujeres pasan de vivir su vida a vivir la de su pareja ese es un grave error ya que pasan todo el día enfocadas en si les dio el hola o llamo o no.
sol sol 29/10/2010 a las 23:27
Hola Sol;
Estoy de acuerdo con lo que dices en su totalidad. No debemos depender emocionalmente de nadie si deseamos ser feliz.
Gracias por el comentario,
Jhovanny
Hola Sol;
Estoy de acuerdo con lo que dices en su totalidad. No debemos depender emocionalmente de nadie si deseamos ser feliz.
Gracias por el comentario,
Jhovanny
rque chevere que leistes mi comentario y que alegria que me hayas respondido, hoy fue todo una agalla, me propuse a divertirme con mi trabajo, pero como veras de poco a poco ententando no chocarme con el ex, pero si nos chocamos y como dije en la carta le salude con un hola tranquila e igual e repondio, pero despues de media hora me mando un mensaje de celular donde me indica "que preferiria evitar esto" supongo que me dice del saludo, no respondi , elimine su respuesta y si que me dio un poco de nostalgia y es verdad mejor lo que hare sera evitarlo y cambiar mi horario de almuerzo para no chocarme con el. no mentire al decirte que senti un hincon en mi estomago al ver su respuesta(fue un error lo se debi eliminar sin leer el mensaje) y ahora igual un poco mas tranquila nuevamente me pregunto habia necesidad de que me escriba eso, no bastaba  la indiferencia y ya. bueno creo que mi segundo paso sera ni mencionarlo desde ahora, peor te lo escribo por que me alegre saber que si existes y respondes a nosotros los sobrevivientes de un desamor.
un abrazo.
el historiador(a) el historiador(a) 06/01/2011 a las 20:26
Estimada historiadora;
como dije es saludable para ambos romper todo tipo de comunicacion, ya que ambos tomaron la decision de dividirse sentimentalmente, tambien fisicamente deberian lograrlo. Toda ruptura amorosa es dolorosa, pero lo es mas si se mantienen infructuosamente comunicandose sin ningun proposito fijo ni sano.
Echale ganas al mundo este, vivelo con intensidad y no te rindas,
siembre,
Jhovanny
Hola muchas gracias por las nota tan completa e interesante que escribiste ... cuando me siento triste..como con depre... siempre busco cosas acerca de la felicidad...y tu articulo me parecio muy completo... te felicito por ello... yo me encuentro con un poco de depresion de trabajo y pensando por que es tan dificil encontrar amor sincero... se que lo hay pero .... muy escaso....por que??... agradezco cualquier comentario tuyo. :)
NADIA MAG NADIA MAG 11/01/2011 a las 04:28
Hola Nadia Mag;
Me alegra que te haya gustado el articulo. Sobre tu inquietud en torno a por qu'e hay escacez de amores sinceros, pues la respuesta se encuentra en la misma naturaleza del ser humano. No somos angeles. No somos criaturas perfectas. Los defectos humanos abundan en nosotros. Tenemos virtudes, pero practicarlas se nos hace dificil. Queremos ser ricos sin trabajar. Queremos que nos amen sin sacrificios de nuestra parte. Odiamos levantarnos de la cama cuando sale el sol, pero deseamos el exito con locura. Asi tambien es en el amor: exigimos lo mismo que nosotros no estamos dispuesto a dar con integridad y constancia.
En pocas palabras, nuestra misma constitucion de imperfeccion nos hace dificil ser integros en lo que queremos y hacemos. Asi son las cosas.
Se buena tu si quieres aumentar la posibilidad de encontrarte con gente buena, ese es el principio de tu felicidad,
Suerte,
Jhovanny
La verdd el articulo esta muy bonito al principio llore pork me eh sentido especificamente como lo dice el articulo, pero la verdd esk a veces no abrimos totalmente los ojos para ver a nuestro al rededor todo lo k tenemos, sin embargo yo soy una mujer k no se ama asi misma k depende su felicidad por otra persona k no me ama y yo lo amo tanto de tal forma k el seguir con el me destruye y es como una obsecion k por mas k trato de dejarlo no puedo aunk se k me hace mal, la verdd no se k hacer eh tenido problemas con mi familia por seguir con el aun sabiendo k el no me ama y la verdd esk no se k hacer. Me converti la amante de este hombre desde el momento en k supe k jamas me responderia ya k tengo una bebe de el despues de un año de tener  a mi bebe el se junto con otra persona y tiene otro bebe, pero aun asi el me sigue buscando y ya no puedo decirle k no, por mas k trato no puedo, no se si es amor o una obsecion y kiero desaserme de esto por k si me afecta, tengo odio, resentimiento con la vida, ojala alguien me pued ayudar
Mary Mary 31/07/2012 a las 04:26
hOLA,MUY BUENOS TUS COMENTARIOS Y RECOMENDACIONES PARA ALCANZAR LA FELICIDAD,YO ANDO COMO MUCHOS TRATANDO E RECUPERAR MI ESTADO DE ANIMO ULTIMAMENTE ME SIENTO RODEADA DE PROBLEMAS Y YA QUIERO SALIR DE ESTE CIRCULO QUE NO ME DEJA DISFRUTAR LA VIDA,POR ESO ENTRE EN ESTE ESPACIO Y LEI TUS CONSEJOS
AVECES EL DIA A DIA SE CONVIERTE EN UNA NOVELA QUE NUNCA TERMINA EN UN FINAL FELIZ
Y SIENTO QUE MIS EOMCIONES SE HAN SALIDO DE CONTROL QUIERO RETOMAR MI VIDA PERO MANEJAR LAS COSAS CON MAS CALMA PARA PODER SUPERAR LOS OBSTACULOS PERO ULTIMAMENTE LO VEO TAN DIFICIL
GLADYS GLADYS 14/11/2012 a las 05:47

Deja tu comentario ¿cómo lograr la felicidad plena?

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.